Mejora tu rutina de ejercicios para fortalecer el CORE

Snap Fitness

La sociedad actual nos ha hecho acostumbrarnos a una rutina que puede llegar a causar problemas en nuestro cuerpo. ¿Cada cuanto tiempo sueles tener problemas de espalda? ¿Alguna vez te habías planteado la práctica regular de ejercicios para fortalecer el CORE?

Es en este punto donde entra toda la zona muscular situada entorno al punto de gravedad, lo que se conoce como CORE. Los músculos que forman parte de este área adquieren una importancia de primer orden en la práctica de cualquier deporte.

Para evitar este tipo de dolores, la mejor solución es centrar parte de tu entrenamiento al fortalecimiento de esta zona. Solo de esta manera puedes evitar posibles lesiones y, además, mejorar tu postura.

snapfitness fortalecer core 2

¿Qué es el CORE?

Comencemos con una breve explicación inicial de este término tan habitual para los amantes del fitness.

El CORE se corresponde con el conjunto de músculos comprendidos por los abdominales, las caderas y la parte baja de la espalda. Es en ser punto ubicado en el tronco, justo debajo del ombligo.

Por ese motivo este conjunto muscular afecta a todos los movimientos de tu día a día. No se trata de una zona con fines estéticos meramente. Lo mejor siempre es dedicar parte de tu esfuerzo en el gimnasio a trabajar esta zona.

Estar de pie mientras preparas la comida, completar tu jornada laboral sentado en tu mesa de oficina, llevar las bolsas de la compra a casa, salir a correr al aire libre... Cualquier movimiento cotidiano está relacionado con el CORE.

Rutina de ejercicios para fortalecer el CORE

En SnapFitness te recomendamos incorporar a tu rutina de gimnasio nuestra pequeña selección de ejercicios específicos para trabajar tu CORE como es debido.

¡Comenzamos!

· Superman Pull

Comienza la rutina centrándote en la parte baja de la espalda. Túmbate boca abajo y estira tus extremidades a lo largo, formando una línea recta con tu cuerpo.

Debes intentar levantar lentamente las piernas y brazos al mismo ritmo y mantenerla en el punto más alto al que llegues.

snapfitness fortalecer core 1

Si estás en un nivel físico superior, puedes subir la intensidad del ejercicio. Cuando tengas los brazos en la posición máxima intenta flexionar los codos y, de esa manera, junta los omóplatos y aguanta en ese momento la posición.

· Abdominales en V

Para este segundo ejercicio debes seguir tumbado sobre la esterilla, pero esta vez estirado boca arriba. Eleva el torso y las piernas mediante la contracción de tus abdominales. Sube intentando que tus brazos y piernas se toquen en un punto.

Otra opción es levantar primero una pierna y luego la otra, subiendo ambos brazos.

Aquí es un factor clave el control de cada movimiento. Sube y baja tus extremidades con total cuidado, sin tirones.

· Plancha

En esta ocasión te tienes que tumbar boca abajo a lo largo de una esterilla en el suelo. Tus puntos de apoyo serán las puntas de tus pies y tus codos y antebrazos. Mantén las piernas levemente separadas y la columna totalmente recta, siempre mirando hacia el suelo.

¡Recuerda mantener todo el cuerpo como una tabla!

Echa un vistazo al siguiente vídeo explicativo. Puede parecer sencillo pero tiene una dificultad considerable dado el esfuerzo físico que exige mantener, aunque solo sea durante un minuto.

· Plancha lateral

Introduce una pequeña variación en el ejercicio anterior. Pon el codo y brazo derechos a la altura de tu hombro, que junto con tu pie derecho pasarán a ser tus puntos de apoyo.

Manteniendo el cuerpo recto y la mirada al frente, sitúa tu mano izquierda sobre tu cadera y el otro pie sobre el derecho. ¿Crees que puedes aguantar la postura durante un minuto?

· Crunch con piernas encogidas

Para el último ejercicio de tu rutina vamos a añadir un elemento extra, un balón gigante o fitbal. Túmbate boca arriba y apoya tus piernas sobre el balón, generando un ángulo de 90 grados. Con tus manos entrelazadas detrás de la cabeza habrás llegado a la posición inicial.

Inspira y realiza un levantamiento de la parte superior del tronco hasta soltar todo el aire y vuelve a la posición inicial.

¡Ya lo tienes! Si sigues esta rutina podrás experimentar en primera persona todos los beneficios de tener un CORE fortalecido.